APOLO Y DELFOS

Página índice

Página anterior

Apolo, hijo de Zeus y Leto y hermano gemelo de la diosa artemisa, se asocia con muchas cosas. Ha sido relacionado en ocasiones con Febo ("Brillante", su abuela fue la titán Febe) y era dios del sol y de la luz. Apolo era el patrón de las artes y l a música y se lo suele representar tocando la lira. Un mito cuenta que el sátito Marsias desafió a Apolo a una competición musical y que perdió. Apolo castigó la impertinencia de Marsias desollándolo vivo. También era dios de la curación y estaba emparentado con Asclepio, fundador mítico de la medicina. Sin embargo, paradójicamente Apolo lanzaba en ocasiones plagas sobre la gente con sus flechas.

Apolo era venerado en Délos, donde había nacido, y en Delfos, donde tenía un santuario y un oráculo. Delfos se tenía por el centro del mundo. Apolo mató allí a un dragón llamado Pitón, lo que se celebraba en los juegos píticos, que tenían lugar cada cuatro años y dieron el nombre de Pitia a la sacerdotisa de Apolo. Ésta tomaba asiento en un trípode y daba respuesta a las preguntas en estado de trance inducido. El oráculo era consultado por muchos particulares y por ciudades, y se creía que sus predicciones siempre se hacían realidad, pese a haber sido malinterpretadas con frecuencia inicialmente.

Página siguiente